Mariam (María), la madre de Jesús

  • Fecha de publicación:29/03/2017
  • Sección:Personajes
  • Valorar:
3543 1010

Este artículo hablará sobre María, la madre del Profeta ‘Isa (Jesús), la paz sea con ambos, una mujer a quien Al-lah escogió entre todas las mujeres del mundo. Varios textos islámicos del Corán y la Sunna del Profeta Muhammad, que la paz y las bendiciones de Al-lah sean con él, la honran, la elogian y la ensalzan. Es nuestro deber defenderla y explicar su noble posición ya que los medios de comunicación le faltan al respeto y la tratan de manera poco honorable. 
Como musulmanes, respetamos, honramos y tenemos a Mariam, la hija de ‘Imran, que la paz de Al-lah sea con ella, en una alta estima. Fue una casta virgen y la mejor mujer del mundo.
Los musulmanes la respetan y aman por muchas razones, entre las que tenemos:
• Al-lah la elogió describiéndola como pura y casta. Al-lah dice: {Y también el ejemplo de María, hija de ‘Imrán, quien preservó su castidad; infundí en ella de Mi Espíritu. Ella creyó en la veracidad de las Palabras de su Señor y en Sus Libros, y fue realmente una mujer devota.} [Corán 66:12]
• Al-lah la escogió y la describió como la mejor mujer de este mundo. Al-lah dijo: {Y [recuerda] cuando los ángeles dijeron: "¡María! Dios te ha elegido por tus virtudes y te ha purificado. Te ha elegido entre todas las mujeres del mundo.} [Corán 3:42]
• Maryam, que Al-lah le de paz, fue criada en el seno de una familia religiosa y piadosa, como su madre, que Al-lah esté complacido con ella. Cuando María aun no había nacido, su madre juró dedicar lo que llevaba en su vientre a la Causa de Al-lah y Su religión. Al-lah dice: {[Informales, oh Muhammad] Cuando la esposa de ‘Imran dijo: "¡Señor mío! He realizado el voto de entregar a Tu exclusivo servicio lo que hay en mi vientre. ¡Acéptalo de mí! Tú todo lo oyes, todo lo sabes". Y cuando dio a luz dijo: "¡Señor mío! He tenido una hija", y Dios bien sabía lo que había concebido. "No puede servirte una mujer [en el templo] como lo habría hecho un varón. La he llamado María, y Te imploro que la protejas a ella y a su descendencia del maldito demonio".} [Corán 3: 35-36]
Al-lah aceptó su plegaria y suplica e hizo que el Profeta Zacarías, que Al-lah le de paz, la cuidara y la tenga a su servicio para que se crie en un entorno lleno de guía divina. Al-lah dice: {El Señor la aceptó complacido, e hizo que se educase correctamente y la confió a Zacarías. Cada vez que Zacarías ingresaba al templo la encontraba provista de alimentos, y le preguntaba: "¡María! ¿De dónde obtuviste eso?" Ella respondía: "Proviene de Dios, porque Dios sustenta sin medida a quien quiere".} [Corán 3:37]
• Maryam, la paz de Al-lah sea con ella, alcanzó una posición y nivel spiritual tan honorable que ninguna otra mujer ha alcanzado. El Profeta, que la paz y las bendiciones de Al-lah sean con él, explicó este concepto en detalle en varios hadices, entre ellos:
- “Muchos fueron los hombres que alcanzaron el nivel de perfección (humana), y entre las (principales) mujeres que lo alcanzaron están Mariam, la hija de ‘Imran y Asia, la esposa del Faraón” [Bujari y Muslim]
- “La mejor mujer de su época fue Mariam, la hija de ‘Imran, y la mejor mujer de mí época fue Jadiya hija de Juwailid” [Bujari y Muslim]
- “Las mejores mujeres en el Paraíso, después de Mariam hija de ‘Imran, son Fátima hija de Muhammad, Jadiya hija de Juwailed y Asia, la esposa del Faraón” [As-Silsilah As-Sahihah]
• Todos los musulmanes están de acuerdo que Mariam, la paz de Al-lah sea con ella, alcanzó un gran honor y un elevado lugar, y la consideran el ejemplo más representativo de la pureza y la castidad.
• Uno de los capítulos del Corán, la Palabra de Al-lah, lleva su nombre, un honor del más alto calibre. En él, Al-lah nos informó en detalle la historia de la concepción de ‘Isa, la paz sea con él, y su nacimiento.
• Mariam es la única mujer mencionada por nombre en el Corán, mientras que otras mujeres de gran honor y piedad fueron mencionadas solo de manera indirecta. De hecho, Mariam fue mencionada 34 veces en 32 versículos, y fue mencionada 11 veces sin mencionar también a su hijo, ‘Isa, la paz sea con él.
• Mariam, la paz de Al-lah sea con ella, y Asia, la esposa de Faraón, han sido las dos únicas mujeres mencionadas en el Corán como un ejemplo para todos los creyentes, hombres sean o mujeres. Dice Al-lah: {Y para los creyentes como ejemplo plantea el caso de la mujer del Faraón [que era una verdadera creyente] cuando dijo: "¡Señor mío! Constrúyeme, junto a Ti, una morada en el Paraíso, y sálvame del Faraón y de sus obras abominables. Sálvame de este pueblo opresor". Y también el ejemplo de María, hija de ‘Imrán, quien preservó su castidad; infundí en ella de Mi Espíritu. Ella creyó en la veracidad de las Palabras de su Señor y en Sus Libros, y fue realmente una mujer devota. } [Corán 66:11-12]
• Mariam, la paz de Al-lah sea con ella, fue conocida por su castidad y virginidad aun después de dar a luz a Jesús, el Mensajero de Al-lah, que Al-lah le de paz. María buscó protección en Al-lah cuando el Ángel Gabriel apareció ante ella en forma de un ser humano perfecto. Al-lah nos dice en el Corán: {Ella dijo: "Me refugio en el Compasivo de ti, [apártate de aquí] si es que tienes temor de Dios"} [Corán 19:18]
• Al-lah la honró declarándola inocente de las acusaciones que le dirigieron, y lo hizo mediante un grandioso milagro: su hijo recién nacido, el Profeta Jesús, la paz sea con él, habló para defenderla de las acusaciones difamatorias lanzadas por la gente baja y corrupta. Así, Al-lah mencionó en detalle la historia de cómo ella concibió a su hijo y cómo dio a luz. Al-lah dice: {Se presentó ante su pueblo llevándolo en brazos [a Jesús]. Le dijeron: "¡Oh, María! Has hecho algo abominable. ¡Tú desciendes de Aarón! Tu padre no era un hombre deshonesto ni tu madre una fornicadora". Ella lo señaló [al niño], y entonces le dijeron: "¿Cómo vamos a hablar con un niño que aún está en la cuna?" Entonces [Jesús] habló: "Soy un siervo de Dios, Él me revelará el Libro y hará de mí un Profeta. Seré bendecido dondequiera que me encuentre, y me ha encomendado hacer la oración, dar caridad mientras viva, honrar a mi madre, y no ser arrogante ni insolente. La paz fue conmigo el día que nací, el día que muera y el día que sea resucitado". Ese es Jesús, hijo de María, la verdad sobre la que ellos discuten. No es propio de Dios tener un hijo. ¡Glorificado sea! Cuando decide algo dice: "¡Sé!", y es.} [Corán 19:27-35]
• Al-lah la eligió para que sea la madre creyente y piadosa de uno de sus principals profetas, uno de los cinco profetas más importantes eb la historia de la humanidad: Muhammad, Nuh (Noe), Ibrahim (Abraham), Musa (Moisés) e ‘Isa (Jesús), que Al-lah exalte su mención.
• María concibió a Jesús, la paz sea con él, de una manera milagrosa, cuando el soplo del ángel Gabriel alcanzó su útero ella quedó embarazada.
• Al-lah mencionó a Mariam 34 veces por nombre en el Corán, y en 24 de estas veces, Al-lah la honró mencionándola junto a su hijo, el gran Profeta Jesús.
• AL-lah la honró con varios Milagros antes de su embarazo y después que dio a luz, por ejemplo la comida que aparecía milagrosamente en sus aposentos. Al-lah dice en el Corán: {El Señor la aceptó complacido, e hizo que se educase correctamente y la confió a Zacarías. Cada vez que Zacarías ingresaba al templo la encontraba provista de alimentos, y le preguntaba: "¡María! ¿De dónde obtuviste eso?" Ella respondía: "Proviene de Dios, porque Dios sustenta sin medida a quien quiere"} [Corán 3:37] Al-lah también la bendijo creando un manantial y una palmera datilera cargada de frutos para proveerle alimento y bebida cuando ella buscó un lugar retirado de la gente para dar a luz. Al-lah dice: {Entonces [el ángel] la llamó desde abajo [del valle]: "No estés triste, tu Señor ha hecho fluir debajo de ti un arroyo. Sacude el tronco de la palmera y caerán sobre ti dátiles frescos. Come, bebe y anímate. Pero cuando veas a alguien dile: ‘He realizado un voto de silencio al Compasivo, y no hablaré hoy con ninguna persona’".} [Corán 19:24-26]
• María fue una mujer piadosa y de gran fe. Aguantó con mucha paciencia y fe las grandes vicisitudes que la azotaron durante su embarazo, el nacimiento de su hijo y su amamantamiento. Debido a su gran paciencia y fe antes estas dificultades, Al-lah recompensó su esfuerzo generosamente.
• Su nombre es uno de los más queridos, preferidos y extendidos nombres femeninos entre cristianos y musulmanes
Mariam, la paz de Al-lah sea con ella, es un modelo a seguir para todas las mujeres musulmanas debido al impecable comportamiento que mantuvo durante toda su vida. Su genuina devoción, su virtud, su entrega incondicional a la voluntad de Al-lah, su confianza absoluta en Él y su gran fe fueron honrados por Al-lah y el Profeta Muhammad.
Como musulmanes debemos honrarla, defenderla, defender su dignidad y castidad, aclarando su verdadera posición a todo el mundo. Ella fue un ejemplo digno de ser seguido para todas las mujeres y hasta para los hombres, que la paz de Al-lah sea con Mariam.

Related Articles